¿Que está ocurriendo con el mercado del arte?

SUMMA_Art_Fair.jpg1

 

Ya estamos en febrero e inmersos en la vorágine de ferias de arte, exposiciones, conferencias, actividades paralelas, y un largo etc. que cada año proliferan en la capital de nuestro país, igual que lo hacen en el resto del mundo. Es un mes muy intenso para el mundo del arte. De las tres ferias que había en el mundo en 1970 (Art Cologne, Art Basel y Art Brussels), hemos pasado a 220 en 2015. ¿Qué está ocurriendo? El mundo del arte en nuestro país está sufriendo una terrible crisis, continuamente se cierran galerías a lo largo de toda la península y el número de ferias crece imparable, al igual que el de los Museos, que en ocasiones se asemejan más un mercado que a un lugar de contemplación y reflexión. La plácida experiencia de visitar una galería de arte y observar con tranquilidad las obras que allí se presentan, de recibir una atención personalizada y sin límite de tiempo está en peligro de extinción. Hoy en día las adquisiciones importantes se realizan en las ferias, la tendencia está cambiando, al igual que ocurre con el pequeño comercio que sufre duramente el auge de los grandes centros comerciales. Cada vez más las ferias se encargan de atraer e interesar a los coleccionistas de manera que éstos realicen sus transacciones allí, como si de un ejercicio mercantil se tratara. Estos macro-eventos se han convertido en escaparate indispensable del arte contemporáneo, representando los intereses de una clase dominante. La presión ante el miedo a perder el objeto de deseo da lugar a unas compras que en muchas ocasiones se convierten en apresuradas, compulsivas, muy alejadas de la compra meditada que se realiza en las galerías.

Las ferias se han convertido en sinónimo de mercado del arte, una industria cada vez más centralizada que deja sólo las migajas para las galerías que no pueden asumir el alto coste que supone acudir a ellas. Según el último informe de la Fundación Arte y Mecenazgo, el 35% de las ventas de arte en España se concentraron en ferias, especialmente en ARCO, que sigue siendo la principal feria de arte del país. Ese porcentaje hay que dividirlo entre las galerías nacionales y las internacionales, por lo que el porcentaje de venta de galerías españolas se reduce considerablemente. Según ésta misma fuente, a España le corresponde algo menos del 1% de las ventas de arte en el mercado global.

Esta tendencia del mercado es algo indiscutible y difícilmente modificable. Las ferias están ahí y son una plataforma comercial excelente, pero no pueden convertirse en el único sostén del mercado. Por lo tanto, es necesaria una política pública fuerte que fomente la producción artística local para generar un equilibrio. Son indispensables acciones por parte de las administraciones para crear un mayor público, mejor informado, y una dinamización del mercado. La falta de presupuesto de las Instituciones y la subida del IVA ha acrecentado la brecha entre este mercado local y el mercado global, como un reflejo de la situación fragmentada de la sociedad. Las paupérrimas políticas educativas y culturales de los últimos años han relegado al mercado artístico local a un estado de marginalidad que difícilmente puede subsistir.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s