Valle Martín, la precisión de la línea

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Conocía la obra de Valle antes que a ella, y cuando por fin nos encontramos, la sensación fue de dejá-vu. Se presentaba ante mí una mujer serena, tranquila, exactamente igual que sus obras. Licenciada en Bellas Artes por la Universidad de La Laguna en 1998, Valle se ha dedicado al diseño gráfico hasta hace un par de años que decidió probar con el grabado y la pintura, labores que simultanea desde entonces. Al pintar alcanza un grado de concentración tal que sus pensamientos se ralentizan y se transforman en algo tangible, consiguiendo unos resultados que conectan con la belleza. Considera la obra un proceso, algo en permanente evolución. Cuando pinta, toma folios y tinta de imprenta y comienza a trabajar. Describe así el proceso: “Por lo general no empiezo con una idea en concreto o buscando representar algo, más bien voy probando pinceladas y formas con un solo color, hasta que encuentro algo que creo puede ser interesante. Entonces, empiezo una serie. Si por ejemplo, encuentro que las líneas curvas me recuerdan al mar, hago pruebas con formas diferentes y entonces sí, me inspiro en el mar. Es un poco como un juego; qué pasa si estiro la línea, si muevo el folio y pinto en otra dirección, si cambio el formato del papel, si fabrico máscaras con formas diferentes, si intento representar los rizos del mar o el movimiento lento de una ola grande. Busco más representar una sensación que un concepto.”

Valle practica un arte de estilo abstracto mediante el uso de formas geométricas simples, logrando unas obras pulcras y precisas que se caracterizan por una refinadísima técnica y un espléndido dominio del color. Utiliza la geometría como elemento de orden, con formas perfectamente cerradas en sus límites, dentro de los cuales se yuxtaponen las líneas de diferentes colores. La idea de ritmo es fundamental en su trabajo, sus estructuras formales se expanden por el lienzo, la pulsión de los colores les aporta movimiento y resta rigor a la geometría, resultando en composiciones dinámicas y en constante movimiento. Emplea fondos blancos sobre los que destacan las formas, ordenadas y equilibradas. Sigue el planteamiento miesiano de menos es más, despojando al arte de todo elemento accesorio en un intento por llegar a la esencia a través de un lenguaje plástico objetivo, universal. Esta forma de abstracción generalmente no está ligada a ningún tipo de asociación simbólica con la realidad, las líneas y los colores son concretos por sí mismos. No es un arte espontáneo sino previsible, entendido esto como el resultado de un arduo trabajo previo, sin lugar para la improvisación.

Se pueden apreciar en sus trabajos influencias que van desde el minimalismo hasta el arte aborigen o los textiles indígenas de América Latina, pero en especial, quizás por su profesión, del diseño gráfico suizo, de gran minimalismo, donde la comunicación prevalece frente a la expresión.

En la actualidad está centrada en el grabado. En sus últimas obras se aprecia una mayor racionalización en la línea de trabajo. La expresión plástica se reduce básicamente a la línea y el fondo, en perfecto equilibrio entre sí. Mantiene la estructura repetitiva utilizada hasta el momento, pero los fondos ganan protagonismo con la utilización de colores muy intensos sobre los que resaltan las líneas blancas, neutras, vibrando en el espacio que las soporta.

 

Mas información sobre la artista en: www.vallemartin.com

http://www.elcajondelarte.com

 

_MG_6396-2-compressor

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s